2 sept. 2008

Buen despertar para el amo [FanFic]

Título: Buen despertar para el amo
Categoría: Ouran Koukou Host Club Personajes: Kyouya, Hermano Hitachiin
Serie: Adaptaciones de amor
Género: Yaoi
Clasificación: Todos los públicos
Advertencia: No
Capítulo: One-shot Finalizado:
Resumen: Kyouya entra en una tienda donde le ofrecen probar una nueva “almohada confortable”. Pero resulta que esa “almohada” es un joven chico.
Basado en uno de los capítulos extras del manga ‘Love Neco’ de Kazuhiko Mishima.

Nota: Pertenece a la serie 'Adaptaciones de amor' donde los fanfics son adaptacione de mangas de famosos creadores.

Ah… ¿un nuevo tipo de almohada para abrazar?—leyó Kyouya en la hoja de publicidad que le acababan de entregar.
—Si usa esto despertará descansado, sin ningún rastro de tensión. Tipos incluso muy ansiosos consiguen dormir perfectamente. Es bastante impresionante—le explicó el dependiente de la tienda— ¿Qué le parece? ¿Le gustaría probarlo realmente? Por favor, siéntase libre de probar nuestra muestra de almohada para abrazar.
— ¿De veras? Bueno, una ojeada no puede hacer daño a nadie…—dijo entrando en la habitación donde se hallaba la almohada.
—Bienvenido, cliente—le dijo un joven pelirrojo sonriente, sentado sobre una cama, completamente desnudo.
Kyouya le miró por un momento sin entender.
—Perdona… debió de ocurrir un error—dijo saliendo de la habitación.
— ¡Por favor espere! Usted no se ha equivocado, está bien—le paró en pelirrojo.
— ¿Qué…?—el pelinegro no entendía lo que pasaba.
—Soy yo. Yo soy el nuevo tipo de almohada para abrazar—le explicó el menor.
—… Vaya… así que es esto… buena suerte en esto—intentó salir de nuevo de la habitación pero el pelirrojo se aferró a su brazo.
—¡¡No por favor, espere!! ¡¡No se vaya!!—gritó abrazándose a él.
—Suelta…—dijo alterado.
— ¡Por favor pruébeme una vez! ¡Entonces estoy seguro de que verá cuan bueno soy yo!—le rogó suplicante.
—He venido de nuevo a ver a mi pequeña y linda almohada-kun—dijo un hombre entrando en la tienda muy contento.
—Lo siento mucho, pero ahora mismo estoy atendiendo a otro cliente…—le dijo el dependiente.
— ¿Eh? ¿Cómo? ¿Tengo que esperar en cola?—dijo enfadado el nuevo cliente— ¿yo vine aquí solo para verle a él y ahora tengo que esperar? ¿Está de broma verdad?
—Hey, ¿Qué ocurre? Tú tienes otro cliente…—le dijo Kyouya al pelirrojo que no se soltaba de su cintura.
—Odio a ese tipo… el viene todos los días y tarda mucho tiempo…—le dijo realmente entristecido—soy una almohada, pero él me usa para cosas realmente extrañas y… yo no quiero que ese tipo me compre…
Kyouya no supo que decir.
—Perdóneme ¿pero ha terminado ya? Hay cola fuera, sabe usted—le dijo el nuevo cliente entrando en la habitación, asustando al pelirrojo.
—Ah…no…yo no estoy realmente intere…—comenzó a decir el pelinegro sin que el pequeño le soltara.
— ¿Es cierto? Entonces dese prisa y salga rápido—aquel tipo con pintas de viejo pervertido pasó a su lado y se acercó al pelirrojo—He venido a verte de nuevo. ¡No podía esperar más! Hoy tengo muchas cosas que probar contigo—le dijo a la almohada, haciendo que este se estremeciera—tú eres realmente lindo ¿eh?
Kyouya se dio la vuelta y agarró por el hombro al viejo que ya tenía sus manos sobre el pequeño.
— ¿Qué demonios…? ¿Tú aun estás aquí?—le gritó enfadado el viejo—tú no tienes más negocios aquí hoy, así que ¡piérdete ya!
—Es mío. Acabo de comprarlo—dijo el pelinegro cogiendo a la almohada. Incluso si no fuera a comprarlo, lo compraría por la lucha—¡¡No toque la propiedad de los demás sin permiso!!
— ¿Qué?—el pequeño se aferró a su camisa muy sorprendido.
— ¿¡Quéé!?—el viejo pervertido se había quedado en shock.
— ¡Eh!—el dependiente estaba realmente feliz.
— ¿¡Qué has di-!?—antes de que el viejo pudiera concluir la frase fue golpeado y echado a un lado por el dependiente.
—¡¡Muchas gracias por su compra!! Acabas de comprar una de las nuevas almohadas. Muchísimas gracias por su adquisición; son 892,500 yenes*.
— ¿Ehh?—Kyouya se quedó blanco pensando en la cantidad de dinero que era eso.
—Muchas gracias por comprarme, por favor cuide de mí desde hoy en adelante—le dijo la almohada con una reverencia cuando estuvieron en casa.
Sobre la cabeza del pelinegro tan solo había penumbra.
—Como pude comprar algo tan caro… y encima te compré por impulso…—dijo con la cara entre las manos.
—Pero yo soy de alto rendimiento, por favor amo, úseme muchas veces—le pidió triste.
—No hay posibilidad de que pueda usarle—le contestó suspirando el pelinegro sobresaltando al pequeño—tú eres como un niño ¿piensas que puedo dormir abrazando algo parecido a un niño pequeño?—le dijo enfadado—y deja de llamarme “amo” todo el rato. Ah, y ponte algo de ropa—le riñó.
—… No quiero—contestó el otro cabizbajo.
— ¿Huh? ¿Cómo? ¿No quieres?
—Porque tú eres mi amo voy a llamarte así. Y soy una almohada, así que yo no llevo ropa—le contestó levantándose.
—Pero tú…
—Estaré en la habitación. Por favor, úseme cuando quiera—cerró la puerta tras de si.
Después de decir eso, él no puso un pie fuera de esa habitación.
—“Él no contesta al teléfono. Es imposible que él esté todavía encerrado arriba en esa habitación mientras estoy fuera. ¿Estará bien sin comer nada? ¿Estará bien?—pensaba el pelinegro en su oficina—será mejor darme prisa y ver como está… estúpida almohada para abrazar. Haciendo que me preocupe por él.”
—Estoy en casa—al entrar en la casa todo estaba a oscuras y en silencio—“Las luces no están encendidas. Él no ha podido estar en esa habitación todo el día…”—rápidamente subió a la habitación y abrió bruscamente la puerta—¡¡Ey!!
Se encontró al pequeño pelirrojo sentado sobre la cama con el rostro enterrado entre los brazos sobre las rodillas.
—Ah, bienvenido a casa.
— ¡No me digas “bienvenido a cas”! ¡¿Qué haces aquí con todas las luces apagadas?!—Le gritó furioso— ¿Has comido algo? Dejé mi billetera en la mesa para ti ¿cierto?
—Yo no como y no dejé la habitación.
— ¡Tú deberías… salir fuera, por supuesto! Esto es totalmente extraño, ¡¿verdad?!
—Estoy aquí solo para su uso. Después de todo, todo lo que puedo hacer es esperar…—le contestó mirándole sin moverse de la cama.
— ¿Entonces tú piensas estar en esta habitación por siempre?—le preguntó arrodillándose sobre la cama— ¿no piensas que es extraño, nosotros en esta casa juntos?
—Soy una almohada, me gusta estar aquí solo—dijo completamente decidido—cuando quiera usarme, solo dígalo, amo. Hasta entonces me quedaré aquí en espera. Incluso pensando que me compró en un impulso—se abrazó al pelinegro con el rostro algo sonrojado—estoy muy alegre de que fuese usted quien me comprase, amo. Si no quiere usarme, usted puede tirarme a la basura, no me importa—las lágrimas comenzaban a aflorar en sus ojos—pero antes de eso, solo por una pequeña vez, yo quiero serle útil.
— ¿Qui…quién va a tirarte? Yo nunca dije eso, ¿yo…?—puso una mano sobre la cabeza del menor intentando calmarle.
—Entonces—se agarró fuertemente al pelinegro—aunque sea solo por una vez, ¡por favor úsame! ¡¡Por favor!!
Kyouya se quedó muy sorprendido y correspondió sonrojado al abrazo.
— ¿Amo…?
—Si te uso solo una vez, tú seguirás diciendo cosas tristes. Así que desde hoy… te usaré—dijo derrotado.
— ¡¿De veras?!—preguntó sorprendido.
—Sí…
—¡¡De acuerdo!!—el pelirrojo se abrazó al mayor muy feliz.
~~~~~~ La mañana siguiente…
Kyouya se despertó con el pequeño a su lado, abrazado a él.
—“Oooh… estoy totalmente descansado y toda la tensión de mi cuerpo ha desaparecido…”—pensó brillante.
—Buenos días, amo—le dijo el pequeño frotándose los ojos— ¿Qué tal fue?
—Oh, muy bien, ahora entiendo que costases tanto dinero—le respondió—parece que en cuanto puse mis brazos alrededor tuyo, me dormí rápidamente… es demasiado bueno… para ser una almohada. Eres realmente impresionante—incluso durmió en traje.
—Le dije que era muy bueno—contestó el menor feliz.
—“Pero por otro lado…—suspiró el pelinegro—eso quiere decir que nunca estaré bastante despierto para hacerle algo más…

------

Este one-shot juega con la reciente tendencia y el alto precio de las “almohadas confortables” creadas para personas solas. Se asemejan a los pechos de una mujer, los brazos de un novio, etc.…
*892,500 Yenes = 5,507.66 € = 8,113.22 $

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada